Las mujeres están por debajo de los hombres en los indicadores de desarrollo sostenible

Un nuevo informe de ONU mujeres, que analiza los avances en los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible, alerta sobre la persistente discriminación de las mujeres y niñas en todo el mundo.

Los nuevos datos, relativos a 89 países, muestran que hay 4,4 millones más de mujeres que viven en la extrema pobreza en comparación con los hombres. Gran parte de esta desigualdad se explica debido a la carga desproporcionada del trabajo doméstico no remunerado que enfrentan las mujeres, especialmente durante sus años reproductivos.

“Las desigualdades en base al género aún existen en todos los países, en todos los grupos sociales y son relevantes en todas partes. Hemos hecho un análisis mirando a todos y cada uno de los Objetivos y en todos hemos encontrado que las mujeres están en peor lugar que los hombres”, dice Sara Duarte Valero, experta en estadística de ONU Mujeres que participó en la realización del informe.

El reporte resalta cómo todas las dimensiones del bienestar y la marginación están profundamente entrelazadas: una niña que nace en un hogar pobre y es forzada a casarse a una edad temprana, por ejemplo, tiene más probabilidades de abandonar la escuela, dar a luz demasiado joven, padecer complicaciones durante el parto y sufrir violencia doméstica, que una niña de un hogar de mayores ingresos.

Fuente: Noticias ONU

Fecha: 19/02/2018

La ONU ya tiene el mismo número de mujeres y hombres en altos cargos

El Secretario General, António Guterres, habla a la prensa en la sede de la ONU. Foto: ONU / Mark Garten

El Secretario General de la ONU, António Guterres, ha anunciado que, por primera vez en la historia de la Organización, se ha alcanzado la paridad de género entre cargos directivos del secretariado.

“De hecho, es un poco más alto: actualmente tenemos 23 mujeres y 21 hombres”, explicó en declaraciones a la prensa en la sede del organismo.

“Es un comienzo”, ha dicho Guterres, que considera que el acoso sexual, al igual que los abusos y la violencia sexuales, tienen sus raíces “en la histórica desigualdad de poder entre hombres y mujeres”.

Guterres reafirmó su compromiso con una política de tolerancia cero con estas prácticas. Ha dicho ser consciente de que el dominio de los hombres en los gobiernos, sector privado y organizaciones internacionales crea obstáculos para implementar esta política, pero ha prometido “eliminarlos”.

Para acabar con el acoso sexual, Guterres ha anunciado cinco medidas:

– Tomar en serio todas las alegaciones, pasadas y actuales.

– Lanzar una línea de ayuda confidencial para empleados que sufran acoso, que estará disponible a mediados de febrero

– Ha creado un equipo de trabajo entre líderes de la Organización

– Ha fortalecido la protección de aquellos que denuncien estas prácticas.

– Llevará a cabo una encuesta entre el personal para tener mejor información sobre la prevalencia de este problema

Mi mensaje, decía Guterres, “es simple: no toleraremos el acoso sexual nunca, en ningún lugar”.

Estrategia para lograr la paridad de género

Nueve meses después de su toma de posesión, y tras un proceso interno de trabajo y consultas, el Secretario General presentó en septiembre su Estrategia para lograr la paridad de género en Naciones Unidas. Cuenta con un calendario en dos fases:  2021 para los niveles más altos; y 2028 en todo el sistema.

La estrategia incluye objetivos y mecanismos de rendición de cuentas; medidas especiales de discriminación positiva y una propuesta de aplicar métodos de reclutamiento y retención de talento que eviten los sesgo.

La igualdad de género es, además de uno de los diecisiete objetivos de la Agenda 2030.

Fuente: Centro de Noticas ONU

Fecha: 0270272017

Guterres: La economía verde es la economía del futuro

El enorme impacto científico producido durante las últimas décadas en los campos de la innovación y la tecnología, combinado con la globalización, fue esencialmente bueno, pero causó dos daños colaterales como el cambio climático y una creciente desigualdad, dijo hoy el Secretario General de la ONU.

Durante una cumbre sobre tecnología celebrada en Lisboa, Portugal, António Guterres destacó que la respuesta al cambio climático ha de provenir de la acción de la acción climática, y la respuesta a las crecientes inequidades con la lucha por una globalización justa.

Guterres señaló que la respuesta por parte de la comunidad internacional llegó con dos acuerdos históricos: el Acuerdo Climático de París y la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible.

“El problema es su cumplimiento”, dijo el titular de la ONU.

“Pero la buena noticia es que la ciencia está de nuestro lado.

Hoy en día está claro que, gracias a las nuevas tecnologías, la economía verde es la economía del futuro. El negocio de la ecología es el mejor negocio y, al mismo tiempo sirve para generar beneficios y hacer el bien”, manifestó.

En la misma situación se encuentran las tecnologías de la información y la comunicación, la inteligencia artificial, la biotecnología u otras formas de innovación que permitirán un desarrollo y crecimiento para todo el mundo, añadió.

El Secretario General también destacó la importancia de prever los potenciales impactos negativos que supondrá esta importante evolución tecnológica.

“La respuesta no es detener el desarrollo, la respuesta es ser capaces de adaptar la manera en que trabajamos en nuestras sociedades, para que sean capaces de anticipar estas tendencias en vez de responder a ellas tardíamente como sucedió en el pasado”, dijo.

Esta situación provocará una revolución y necesitará una inversión masiva en educación y formación, destacó Guterres.

Finalmente, llamó a los asistentes a la cumbre a comenzar a debatir seriamente el impacto de esta nueva revolución industrial en las sociedades del futuro.

Fuente: Centro de Noticias ONU